Está demostrado que cualquier momento es bueno para trabajar el cuerpo. en el carro, en la oficina, en el parque… La ducha también puede ser un buen rincón en el que nos podemos tomar un tiempo para tonificar nuestro cuerpo además de cargarlo de energía.

Hoy te presentamos algunos consejos y ejercicios

  1. Deja caer el chorro de agua caliente sobre tu cabeza y verás que es suficiente para liberar tensiones, ya que estimulará las terminaciones nerviosas.
  2. Tira de la cadera, hacia adelante, y el pecho, hacia atrás, hasta que notes que tu espalda se estira, así como la cintura y pectorales. Mantén la posición durante 15 segundos.
  3. Escoge el horario que prefieras teniendo en cuenta que por la mañana son mejores los ejercicios destinados a despertar y cargar las pilas y por la noche es mejor hacer estiramientos y relajarse.
  4. Con la espalda recta y las manos en la nuca, baja la cabeza dirigiendo la barbilla hacia el pecho hasta que notes que tire. Estira durante unos 20 segundos.

cualquier momento del dia es bueno para hacer un poco de ejercicio asi que no se necesita de un gimnasio para poder mantenerse en forma.