La piel de las personas con Diabetes es delicada y con el clima frío se puede presentar piel reseca y escamada. Además en esta época de invierno se vuelven más recurrentes los barros y espinillas debido a que el poro se cierra por el frío.

shutterstock_74792098Para evitar esto, es necesario humectar la piel con una crema extra humectante o enriquecida con aceite de almendras dulces, pero además, es importante que prevengas el daño ocasionado desde adentro y para ello es necesario que incluyas en tu alimentación ciertos alimentos.

Todas las células del cuerpo poseen una membrana externa que las protege, que está formada por lípidos. Para conservar esta membrana en óptimas condiciones, es necesario prevenir la oxidación de las células y para ello es indispensable el consumo de antioxidantes, como por ejemplo la vitamina E.

La vitamina E es una vitamina liposoluble, esto quiere decir que se absorbe con los lípidos y que por tanto está presente en la membrana de las células. Al comer alimentos ricos en vitaminas E como los aceites vegetales, nueces, cacahuates, soya, así como los vegetales verdes como el brócoli y la espinaca, consumes vitamina E que protege a la membrana de las células de la oxidación.

vitamina-e-para-el-cabello-frutos-secos

También es importante la vitamina C, la cual se encuentra en la parte interna de la célula y trabaja en conjunto con la vitamina E para desarrollar un papel antioxidante. Alimentos como naranja, guayaba, limón, mandarina y piña contienen grandes cantidades de vitamina C.

Otro alimento que no debe faltar son los jitomates (tomates rojos) ya que contienen licopeno, el fitoquímico que le da a los tomates su color y que se ha demostrado que protege las células de la piel de los dañinos rayos UV. El antioxidante se asienta en nuestras capas externas de la piel, donde ayuda a reparar las células que han sido dañadas por el sol.

Mantén tu medicación alejada de las bajas temperaturas. Igual que el calor extremo, las bajas temperaturas pueden afectar a la insulina y provocar un mal funcionamiento de tu glucómetro. Si las temperaturas bajan de cero, no dejes olvidada tu medicación en lugares que no tengan la temperatura regulada.

El invierno es la temporada de la gripe y los resfriados. Cuando estás enfermo, los niveles de estrés suben y el nivel de azúcar en sangre, también. Además, cuando no te sientes del todo bien, es muy probable que dejes de alimentarte adecuadamente. Para evitar caer enfermo, lávate a menudo las manos y la cara con agua y jabón. De esta manera, estarás más protegido contra los gérmenes.

pieldVigila el estado de tus pies cuando haga frío. Las bajas temperaturas y tu diabetes pueden agudizar la pérdida de la sensibilidad en los pies y en los dedos de los pies. Protégelos con un calzado especial para el invierno, sobre todo si vas a caminar por la nieve. Aplícate crema hidratante para mantener la piel de los pies saludable y revisa regularmente que no tengas rozaduras o pequeñas heridas que se puedan infectar.

Calienta tus manos antes de realizar la glucemia. Si tus manos están frías, puede que la lectura de glucemia no sea correcta y tengas que volverla a repetir. Lávate con agua caliente las manos antes de la prueba para que estén a una temperatura correcta.

No dejes de practicar tus rutinas de ejercicio. Sabemos que el frío puede hacer que prefieras quedarte en casa antes que salir a caminar, pero el ejercicio físico ayuda a que tus niveles de azúcar en sangre estén mejor controlados.

Puedes vestirte por capas antes de salir a hacer ejercicio al aire libre, practicarlo en un gimnasio o bien optar por hacer ejercicio en casa.

Intenta estar constantemente hidratado, tanto si estás a la intemperie como si estás en zonas interiores con la calefacción encendida. Ingiere líquidos en abundancia y aplícate loción hidratante para evitar que tu piel se reseque.

En invierno puedes sentirte triste o aletargado debido a las temperaturas frías y a una menor cantidad de horas solares. Ante cualquier síntoma continuado de decaimiento, acude a tu equipo médico habitual para evitar cualquier posible desajuste de tu diabetes.